Preparto

El preparto es probablemente el momento más importante en la fisioterapia perinatal. La terapia física antes y después de dar a luz ayuda que el paso por el embarazo sea una experiencia mucho más agradable y con el mínimo de contratiempos, pero es en el preparto cuando se tiene que hacer la mayor actuación.

En Clínica FiO2, la fisioterapeuta y enfermera Mireia Barceló está especializada en las necesidades específicas de la mujer embarazada tanto en el preparto como después de éste. El trabajo preventivo marcará el grueso de la preparación al parto aunque también se valorarán otras situaciones. Así el preparto tiene dos ámbitos de actuación: la prevención y el tratamiento de los problemas que van surgiendo durante los 9 meses del embarazo.

La prevención

Nuestros terapeutas disfrutan trabajando con los pacientes y en colaboración con el ginecólogo de la mujer embarazada con el objetivo de garantizar un embarazo saludable, activo y cómodo.

La prevención en el preparto se realiza para preparar el suelo pélvico y las articulaciones de alrededor para irse adaptando a los cambios que se dan durante los 9 meses de embarazo y por el momento del parto. De esta manera nuestros servicios ayudan a minimizar dolores articulares, atenuar la hinchazón en las piernas, disminuir la incidencia de desgarros y episiotomías durante el expulsivo, entrenar a la mujer por el trabajo de parto y minimizar las complicaciones posparto.

Actuaciones en el preparto:

– Masaje perineal.

– Trabajo de posturas de dilatación.

– Trabajo de posturas de expulsión.

– Trabajo del posicionamiento de la pelvis.

– Entrenamiento de la musculatura del suelo pélvico.

– Tratamiento de varices vulvares.

– Tratamiento de dolores musculoesqueléticos.

– Ejercicios de prevención de dolores musculoesqueléticos.

– Masaje drenante circulatorio.

– Gimnasia Preparto.

El tratamiento

Durante el preparto el cuerpo es sometido a muy cambios posturales y de tensiones fasciales y musculares. Esto en ocasiones desarrolla en un cambio en la propiocepción corporal y en la disfunción del suelo pélvico y algunas de las estructuras relacionadas.

Algunos de los motivos de visita más comunes en el preparto son:

– Dolor lumbar.

– Incontinencia urinaria.

– Hemorroides.

– Varices vulvares.

– Piernas hinchadas.

– Sobrecarga cervical.

– Cambios en la biomecánica.

Tanto la prevención como el tratamiento se valorará la posibilidad de hacerlo de manera individual o en grupo, según mejor se adapte a las necesidades de la mujer.

Ya sea un parto vaginal o por cesárea, ponerse en manos de expertos durante el preparto produce una experiencia muy gratificante evitando la mayoría de problemas que acompañan en el embarazo. Consulte con el especialista todo lo que puede hacer por usted durante el preparto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *